Archivo de la etiqueta: Argentina

Sensaciones térmicas

por Antonio Mangione

Me gustaría compartir con ustedes algunas impresiones, de tono costumbrista, mezcladas con números y datos, alguna gráfica, varias sensaciones. Ahi va!

grafica de temperaturas maxima medias y minimas del 21 de septiembreNuestra percepción sobre el clima y el tiempo es engañosa. Percibimos como frecuente eventos que nos tocan de cerca, quedan en nuestra memoria los grandes cataclismo, pero se pierden los detalles de las sucesiones de eventos climáticos. La mente funciona de esa manera!

Por este motivo es de esperar que si durante un par de fechas especiales como cumpleaños y aniversarios, llovió copiosamente y años después vuelve a llover para esa fecha, pienses que siempre para esa fecha llovió o al menos que es muy frecuente que llueva. Una vez visto los datos esa idea suele ser contrariada y hasta incomoda saberlo. Es que también se vive de ilusiones.

Y hablando de ilusiones, ¿existe una fecha más esperada para los estudiantes en Argentina que el Día del Estudiante? Tal vez si. ¿Quién sabe? El último día de clases competiría cabeza a cabeza. En nuestro país el día del estudiante se celebra el día de la primavera (21 de setiembre). En una de esas ya pasaste varias celebraciones en compañía de amigas y amigos en algún parque, plaza o camping. Se vienen las preguntas: ¿Cuál es la impresión que tenés sobre como estuvo el tiempo el día de la primavera durante los últimos años? ¿Lluvioso? ¿Más frío que antes, más cálido que otros años? ¿Alguna sensación? ¿Alguna certeza?

Mi percepción de los días del estudiante es que fueron apenas cálidos, digamos frescos y seguro comenzaron nublados. Me acuerdo de algunos días de sol intenso y calor, pero no los considero frecuentes. Si me preguntan por los últimos cinco años, para mi estuvo frío. Aunque dejé de celebrar ese día hace bastante tiempo y por lo tanto mis percepciones son aún más percepciones.

Algunos datos. Del 2008 a la fecha (ver gráfico de arriba) la temperatura máxima en la ciudad de San Luis, se registró durante el 2011 y fue de 27,7°C la mínima se registró este año, 2013, y fue de 4,3°C. En el lugar más emblemático y popular de la provincia de San Luis utilizado por los estudiantes para celebrar el día del estudiante, El Trapiche, la mínima fue de -4°C. Brrr! Eso es frío. ¿Habrán sentido frío?

Para San Luis la máxima durante el último día del estudiante fue de 12°C. Lo curioso es que es herencia del día anterior, por cuanto se registró a las  0 (cero) horas del 21 de setiembre. Por si te sirve para la próxima vez, las temperaturas máximas durante el día del estudiante en San Luis se registran entre las 13 y las 18 horas. Cuidado, tal vez no sirva para nada.

Hay más. La temperatura media diaria durante este mes de setiembre en San Luis fue de 27°C aunque la media mensual puede ser tan baja como 12°C o tan alta como 17°C. Mes fresco! Un dato, no hubo precipitaciones en forma de lluvia desde el 2008 a la fecha durante el día del estudiante. Al menos no fueron detectables por los aparatos de medición. El Trapiche dio la nota y los asistentes a los festejos acusaron caída de agua nieve durante parte del día.

Final destemplado. Hasta donde se sabe, miles de estudiantes celebraron su día este 21 de Septiembre en toda la provincia de San Luis. En cuanto a número de estudiantes se refiere entonces, la temperatura, no es ni ha sido impedimento para divertirse y compartir un buen momento. Todo lo cual pone en cuestión, las intrincadas, inexplicables e inentendibles razones que me habrían motivado a escribir este post.

Los datos fueron extraídos del Servicio Meteorológico Nacional, y la Red de Estaciones Meteorológico (San Luis)

Anuncios

Mujeres que trabajan en la Educación Superior Argentina

Comparto con ustedes en conmemoración del Día Internacional de la Mujer, algunos datos que indican las proporciones de cargos docentes ocupados por mujeres en el sistema de educación superior de la República Argentina. (hacé click en la imagen para agrandarla)

Mujeres trabajadoras

Cuando las cifras hacen sombra

Por Antonio Mangione

________________________________________________________

numeropaperporinvestigador

Número de manuscritos publicados por Investigador. Extraído y modificado de World Mapper.

En una nota publicada hoy por Nora Bär,  en el diario La Nación, El desempeño científico local, a la luz de las cifras, la periodista hace referencia  al trabajo de Cristian Merlino-Santisteban, de la Facultad de Ciencias Económicas y Sociales de la Universidad Nacional de Mar del Plata publicado en la  Revista Iberoamericana de Ciencia, Tecnología y Sociedad. La nota resalta el incremento de la “producción” científica de Argentina en los últimos años. Tanto en la nota periodística como en el artículo científico, la palabra producción esta vinculada a la de “desempeño”.

Sobre esto último me gustaría compartir una idea.

El manuscrito científico original (ver aqui) titulado “Desempeño científico argentino en cinco áreas prioritarias de I+D. Una mirada a través del SCImago Journal & Country Rank”  presenta un análisis bibliométrico de lo publicado en materia científica (I+D – investigación y desarrollo) en Argentina y lo compara con los mismos indicadores en América Latina y el Caribe entre los años 2001 y 2010.

Dice el autor del trabajo original en su artículo:  “En líneas generales, aunque en el período analizado se advirtió un aumento importante en el esfuerzo argentino en I+D (de representar el 0,42% del PBI en 2001 pasó al 0,62% en 2010, con un aceleramiento en los últimos años) y en la cantidad de 22 investigadores equivalente jornada completa …, la producción científica nacional no ha reflejado, al menos en las áreas temáticas contempladas, un salto cuantitativo y cualitativo interperíodo significativo. Es de esperar, siguiendo esta línea creciente de participación en investigación y desarrollo y en investigadores, que en los próximos años se observe una mayor eficiencia científica y efectos positivos en el terreno internacional.”

Cristian Merlino-Santisteban es prudente cuando invita a esperar a que en el futuro se vean reflejadas las inversiones en el sector en mayor generación de conocimiento científico.

La idea que quiero compartir, por cierto tal vez algo trillada, es que el desempeño científico, no puede ser visto sólo a la luz de las cifras. Le precede la concepción que se tiene de “desempeño científico”.  Requiere de repensar nuestras propias concepciones sobre “desempeño” Para empezar, ¿qué encierra la palabra “desempeño”? ¿Cantidad de publicaciones o por caso la serie de supuestos que encierran las publicaciones? ¿Qué recortes se hacen del fondo de la cuestión cuando se habla de “desempeño”. No se discute aquí, que tal cual es comprendida hoy la ciencia, los estudios bibliométricos se hacen necesarios. ¿Pero son las únicas cifras a las que se pueden recurrir?

El contexto de I+D en Argentina es complejo. Por una parte es mayoritariamente financiado con fondos públicos. Por otro lado el sistema científico-tecnológico argentino tiene todavía una impronta liberal acentuada en Argentina a partir de los desarrollos en ciencia generados entre las décadas del 30 y el 50 de la cual Bernardo Houssay es uno de los referentes. Por liberal se entiende, que los científicos deciden o son los únicos con la capacidad y/o el derecho de decidir sobre qué se investiga.  Esta concepción sobre la ciencia en términos políticos se materializa entre otras formas, por un rechazo en algunos sectores (principalmente universidades) a la intervención del Estado en materia de políticas científicas. Así, la medición de la “producción” de manuscritos científicos (papers) y su utilización como indicador aparentemente indiscutido de “desempeño”, es en parte consecuencia de una concepción liberal de las ciencias. En este sentido, la luz de las cifras, hacen sombra sobre otros aspectos del fondo de las ciencias, del fondo de los procesos, del fondo de la política.

Se le suma a lo anterior que el gobierno nacional en algunas áreas hace un esfuerzo enorme por redistribuir, llegar, fomentar, propiciar con políticas inclusivas y en muchos casos lo logra y por el otro contrarresta su acción al vincularse directamente con capitales extranjeros, al no producir sus propias vacunas y medicamentos cuando tiene el potencial de hacerlo, al no desvincularse de empresas (Monsanto y Barrick entre otras) fuertemente cuestionadas en todo el mundo y rechazadas por un sector de la sociedad.

Podríamos pensar en otros “desempeños”. Por ejemplo, cuántos de los saberes generados en Argentina quedan encriptados, encapsulados, invisibles. ¿Cuáles son las cifras? Podríamos pensar en toda la investigación no hecha (Undone Science), no realizada y en las razones y lobbies por lo cual no se hace ciencia, no se abordan problemáticas sociales, y aquí también ¿cuáles son la cifras? Podríamos pensar en cuánto de lo dedicado en I+D se vuelca en beneficios directos a los sectores desprotegidos. ¿Cifras? Podríamos pensar en el desempeño, ahora sin comillas, de una comunidad científica en parte ajena a las problemáticas más profundas y medulares del país. Parece entonces posible pensar en otros desempeños.

A la par del aumento en la inversión en I+D, en el número de investigadores y becarios, es deseable continúe la discusión y el debate acerca de un cambio en nuestras concepciones sobre lo que es “producción”, “desempeño”,  y agrego otras palabras, cargadas de sentido y  a la vez abusadas, como “éxito”, “aventura” e “inclusión”. Debate que al menos uno, espera se de cada vez con mayor extensión y profundidad en los ámbitos científicos y académicos y también por cierto en el periodístico.

Salud en Argentina – Textuales –

iNDICADORES BASICOS DE SALUD EN ARGENTINALos siguientes son algunas de las menciones textuales, sobre salud en Argentina que aparecen en el extenso informe de la Organización Panamericana de la Salud titulado, Salud en las Américas del 2012.

 

 

Diabetes

Mientras la tasa de diabetes tiende a descender en algunos países (p. ej. Argentina, Canadá y Estados Unidos), en otros (p. ej. Cuba, Ecuador, El Salvador y México) la tendencia es ascendente.”

Gastos en medicamentos

“En 2008, se estimó que el gasto de bolsillo per cápita anual promedio de ALC (América Latina y Caribe) en medicamentos fue de US$ 97, con un rango de US$ 7,50 en Bolivia a más de US$ 160 en Argentina y Brasil. El uso de medicamentos genéricos en la Región no ha avanzado como fuera deseable, en parte por la falta de incentivos y marcos regulatorios apropiados.”

Producción científica

Entre 1960 y 2010, el número de publicaciones en ALC en temas relacionados con la   epidemiología ha tenido un crecimiento sostenido de 20% por década. Brasil, México, Argentina y Chile en conjunto produjeron 65% de las casi 47.000 publicaciones indexadas a través de MEDLINE”

Mortalidad Infantil

“La tasa de mortalidad infantil descendió de 25,6 por 1.000 nacidos vivos en 1990 a 12,1 en 2009 (reducción de 52,7%).”

“La mortalidad infantil varía entre 8,3 y 24,2 por 1.000 nacidos vivos en las provincias de nivel extremo.”

Cuidado de la salud

“En 2009, 81,4% de la población adulta refería haberse controlado la presión arterial en los últimos dos años. Entre 2005 y 2009 el control de la glicemia en pacientes diabéticos se incrementó de 69,3% a 75,7%.”

Tabaquismo

“En 2009, el consumo de tabaco en mayores de 18 años alcanzaba 27,1% (2,6% de reducción respecto a 2005) y la exposición al humo de tabaco ajeno se redujo a 40,4%.”

VIH

 La prueba de detección de VIH se realiza en 90% de las embarazadas y 80% de las infectadas reciben antirretrovirales para prevenir la transmisión vertical del virus.”

Mortalidad materna

“Entre 1990 y 2008, la mortalidad materna no ha presentado cambios, oscilando entre 40 a 42 muertes anuales por 100.000 nacidos vivos, con importantes diferencias entre y dentro de las provincias (es dos a tres veces más alta en las provincias más pobres, respecto al promedio nacional). En 2009, la mortalidad materna alcanzo a 55 por 1.000 nacidos vivos, un aumento de 38,5% atribuido a la pandemia de la gripe A H1N1.”

Servicios de salud

“La fragmentación de los servicios de salud seguirá siendo uno de los mayores desafíos en la organización de la respuesta de atención médica y servicios sociales, especialmente frente al envejecimiento creciente de la población y el subsecuente incremento en las enfermedades crónicas y discapacidades.”

Enfermedades crónicas

“Las enfermedades crónicas no transmisibles causan el 80% de las muertes (2008), destacando que 33% es causado por enfermedades cardiovasculares y 20% por cáncer.  Se mantiene una alta proporción de factores de riesgo en la población: inactividad física (68,9%), sobrepeso (64,2%), obesidad (29,7%), hipertensión arterial (36,7%) y tabaquismo diario (23,6%).”

Causas de muerte

 “Hay mantención o aumento de violencia y traumatismos, con 47 muertes por causas externas por 100.000 habitantes en 2009, 55% de las cuales son accidentes (la mayoría de transito). Destacan importantes conductas de riesgo en tráfico vial, incluyendo la falta de uso de cinturón de seguridad y el consumo alcohólico antes de conducir.”

Cuatro preguntas y cuatro respuestas sobre la ciencia en Argentina y en Latino América

copuci Córdoba

Diego Hurtado de Mendoza (centro)

Días atrás inauguramos nueva sección en La Búsqueda.

Desde la Periferia. Ciencia, tecnología y Sociedad en Latino América.

Entrevistamos a Diego Hurtado de Mendoza de la Universidad Nacional de San Martín, especialista en Historia de la Ciencia miembro del  Centro de Estudios de Historia de la Ciencia José Babini

Las preguntas se orientaron a conocer sobre:

la primera, los eventos históricos que marcan la historia de la ciencia en Argentina,

la segundalas similitudes y diferencias entre la historia de la ciencia argentina y la de Latino América.

la tercera, sobre la contribución de los institutos de investigación de Argentina al desarrollo del conocimiento científico.

la cuarta y última, aborda la opinión y la mirada de Diego Hurtado sobre su modelo de ciencia para Argentina.